Las lágrimas de Julianne Moore: la meretriz y la arribista

He aquí dos películas en las que Julianne Moore participa como actriz de reparto y ofrecen interesantes variantes de su papel acostumbrado de mujer melancólica, hermosa y vulnerable. En Boggie Nights, ella es Amber Waves, actriz que tiene una voz aflautada y mira con ojos eternamente alcoholizados o intoxicados por alguna sustancia. Según su pareja,Sigue leyendo “Las lágrimas de Julianne Moore: la meretriz y la arribista”

Apología de Alonso J. de Salas Barbadillo (1581-1635)

Hace unos días, en la Universidad de Navarra, Armine Manukyan defendió su tesis doctoral sobre El necio bien afortunado y El sagaz Estacio, dos obras del multifacético escritor madrileño Alonso J. de Salas Barbadillo; hecho que, como aficionado al autor, celebro y difundo. Este semestre, en paralelo, en mi asignatura de tema aurisecular leemos ySigue leyendo “Apología de Alonso J. de Salas Barbadillo (1581-1635)”

Las lágrimas de Julianne Moore: la incomprendida Clarice Starling

Evidentemente, Julianne Moore no es Jodie Foster. Esta, pese a su aparente fragilidad, es dura: sus ojos grandes y fijos te pueden aniquilar. En Hannibal, Julianne Moore, fiel a su estilo, creó una Clarice Starling vulnerable, aunque pretenda reflejar dureza. Es cierto que Jodie Foster también parecía frágil en El silencio de los corderos, peroSigue leyendo “Las lágrimas de Julianne Moore: la incomprendida Clarice Starling”

Prosas de un nostálgico y sufridor ejemplar

Valle Goicochea, Luis. Los zapatos de cordobán. Escritos en prosa (1928-1949). Ed. Chrystian Zegarra y Luis Valle Cisneros. Lima: Editorial San Marcos, 2012. Luis Valle Goicochea ha pasado a los anales de la literatura peruana como otro poeta niño, a lo José María Eguren, gracias a su obra más reconocida, Canciones de Rinono y Papagil.Sigue leyendo “Prosas de un nostálgico y sufridor ejemplar”

Cortas rioplatenses

Intentando aprovechar el descanso de otoño, uno se propone cubrir asignaturas pendientes o, siquiera, tener un tiempo para explorar libremente cosas nuevas. Me gustaría compartir contigo, oh lector carísimo, dos noticias. La primera es que descubrí por accidente, como ocurre a menudo con las cosas mejores, el blog de Arturo Pérez-Reverte, llamado “Novela en construcción”:Sigue leyendo “Cortas rioplatenses”