Dentro de “El Ministerio del Tiempo”

dentro del ministerioA fines del año pasado apareció Dentro de “El Ministerio del Tiempo”, un volumen colectivo editado por Concepción Cascajosa y prologado por Javier Olivares, creador junto a su fallecido hermano Pablo de esta serie que, desde temprano, se ha convertido en serie de culto. El subtítulo de la obra lo ratifica: el libro sobre la serie que ha revolucionado la televisión en España. La variedad de enfoques, temas e información que contiene, asemejan el libro de Cascajosa a lo que en inglés se suele llamar companion. En este caso, nos hallaríamos ante A Companion to “El Ministerio del Tiempo”.

En este blog hemos dejado constancia de nuestro entusiasmo por El Ministerio del Tiempo, por lo que revisar este libro nos permite afirmar que constituye desde ya una puerta de acceso privilegiada al estudio y goce de la serie. Aunque existen trabajos dedicados a las series contemporáneas españolas y a la televisión peninsular, no conozco un volumen similar dedicado de forma monográfica a un fenómeno televisivo; verbigracia: contamos con artículos y ensayos sobre Cuéntame cómo pasó, pero esta ficción no cuenta aún con una monografía publicada. A El Ministerio del Tiempo le bastó con una temporada de ocho capítulos para producir un movimiento de fanáticos, curiosos e investigadores a su alrededor.

Tras el prólogo generoso de Javier Olivares, que es activo observador del movimiento en redes sociales sobre la serie, y una introducción de la editora, experta en ficción televisiva, Dentro de “El Ministerio del Tiempo” está dividido en siete partes. La primera se titula “Si no llegáramos tarde, no seríamos españoles” y cuenta con cinco trabajos y una entrevista a Javier Olivares. Los ensayos aquí incluidos se ocupan del contexto en el que surge la serie (que incorpora el universo transmedia), su naturaleza y sus referentes ficcionales; me interesaron particularmente los dos últimos: “Un viaje en el tiempo en la ciencia ficción española: los antecedentes” de Alfonso Merelo y “Un recorrido por los viajes en el tiempo de la ficción internacional” de Noor Yasmina Benchichan López. La segunda, “El tiempo es el que es”, posee seis trabajos que reflexionan sobre la función de la historia y sus interpretaciones dentro de la serie; allí destaco, por su originalidad, “Misión al otro lado del Ebro: Cataluña y el Ministerio” de Rubén Romero Santos. La tercera parte (“¿Ve usted lo que se pierde por no leer a nuestros clásicos?”) se ocupa, en sus cuatro ensayos, de la presencia de lo literario en El Ministerio del Tiempo; destaco el artículo de Yolanda Cruz, “Teatro, cine y versos al servicio del Ministerio: entre la realidad y el sueño en La leyenda del tiempo”. La cuarta sección, llamada “Alguien que sabe lo mucho que vales. No como todos esos hombres”, aborda el rol del género y el feminismo en la serie, a través de tres trabajos y una entrevista a la guionista Anaïs Schaaff; me resulta penetrante el artículo “Amelia Folch: la dama decimonónica y la heroína del siglo XXI”.

Encontramos un pequeño giro en las siguientes tres partes. La quinta, “No va a ser bueno el jodío, si es Velázquez”, contiene cuatro ensayos y una entrevista a Marc Vigil, director de la serie. La sección se ocupa de aspectos de la producción y la puesta en escena de El Ministerio del Tiempo; destacaría “Velázquez y lo pictórico a ambos lados de las puertas del tiempo” de Mónica Barrientos-Bueno. La sexta parte (“Sé que es una pregunta extraña, en 1588, pero ¿dispone vuesa merced de ordenador personal?”) presenta cinco ensayos dedicados al universo transmedia creado alrededor de El Ministerio del Tiempo, con referencias a redes sociales como Twitter, Whatsapp y Facebook. Finalmente, la parte séptima es una especie de cajón de sastre, con ensayos de diverso cariz, entre los que recomiendo aquel sobre la cultura pop ( “Chiquetete cantaría a Wagner con más solemnidad: referencialidad, cultura pop y el espectador ideal” de Jorge Pérez Iglesias) o el que muestra la aplicación pedagógica de la serie en la escuela secundaria (“Enseñando, que no es poco: El Ministerio del Tiempo en el aula de Historia” de Ignacio Maté Puig). Como útil apéndice, recomiendo “El mapa del tiempo. Guía de episodios de la primera temporada” de Ruth Caudeli, que cierra esta sección.

Tras este recuento, es evidente que Dentro de “El Ministerio del Tiempo” constituye un aporte fundamental para la comprensión de la serie y será el pilar fundamental de futuras reflexiones sobre ella y, en general, sobre la ficción televisiva española, tanto histórica como de ciencia ficción. La última evidencia de la rigurosidad y calidad de los trabajos es la rica bibliografía final, que incluye tanto fuentes impresas como películas y series de televisión citadas a lo largo del libro.

Anuncios

Acerca de orodeindias

Disce, puer, uirtutem ex me uerumque laborem, fortuna ex aliis
Esta entrada fue publicada en Novedades bibliográficas, Uncategorized y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Dentro de “El Ministerio del Tiempo”

  1. Pingback: El mejor capítulo de “Isabel” | Oro de Indias

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s