Tiempos difíciles, tiempos felices

Hace unos días, una tarde en mi despacho, algo aburrido al cierre de la jornada, abrí una página del diario personal de mi malogrado amigo Luis Alberto de Celis. Abierto el cuaderno al azar, la suerte me brindó una entrada de su diario, de setiembre, inicio de curso, de 2004: Hoy me puse a pensarSigue leyendo “Tiempos difíciles, tiempos felices”

Una banda sonora 11: “De vez en cuando la vida”

Hubo un tiempo, quizás aquel de la fragancia de las primeras cosas, en que el mundo era nuevo y todo sonaba distinto, original y determinante para el resto de la vida. En esa época, yo odiaba a ratos mi presente y solo quería crecer e irme, con la convicción de que el futuro estaba enSigue leyendo “Una banda sonora 11: “De vez en cuando la vida””

La fragancia de las primeras cosas

El camino de la fragancia es el de un amor de juventud. Te llega sin avisar. Tienes una edad en la que todo es nuevo, emocionante y auténtico. Esa fragancia puede ser de toda clase: la de los jazmines de un jardín vecino a tu casa; la del perfume de un ser querido o unaSigue leyendo “La fragancia de las primeras cosas”

Diario de Luis Alberto de Celis, V: dos notas filológicas a canciones “pop”

Releyendo el diario de mi malogrado amigo, encontré una entrada en la que se explaya en torno a dos canciones de Eros Ramazzotti. Por su interés, he desgajado sus comentarios sobre ciertos versos de esos temas que parecían gustarle lo suficiente como para dedicarles una página de su diario personal. Creo que constituyen una muestraSigue leyendo “Diario de Luis Alberto de Celis, V: dos notas filológicas a canciones “pop””

Diario de Luis Alberto de Celis, IV: de la literatura peruana

Revisando a inicios de este año el diario de mi malogrado amigo Luis Alberto de Celis, encontré unos pasajes que me resultaban familiares. Repasando mi correspondencia con él (cuando se encontraba ya en Nueva York y yo todavía entre Pamplona y Barcelona), di con una carta de contenido similar, en la que hablaba sobre laSigue leyendo “Diario de Luis Alberto de Celis, IV: de la literatura peruana”

La “Segunda parte del coloquio de los perros” de Ginés Carrillo Cerón

Una de las primeras entradas de este blog fue dedicada a la figura, por entonces borrosa, de Ginés Carrillo Cerón y la consecuente invención literaria –superchería o broma, como quiera verse- que corrió a mi cargo, a saber: la condición ficticia de Carrillo Cerón y el elogio de Emilio Cotarelo como un sagaz inventor deSigue leyendo “La “Segunda parte del coloquio de los perros” de Ginés Carrillo Cerón”

Silva de varia lección, II

“Gertrudis y el trabajo inmundo y el miedo de perderlo –iba pensando, del brazo de Stein-; las cuentas por pagar y la seguridad inolvidable de que no hay en ninguna parte una mujer, un amigo, una casa, un libro, ni siquiera un vicio, que puedan hacerme feliz” (J. C. Onetti, La vida breve). “Pero esSigue leyendo “Silva de varia lección, II”

Diario de Luis Alberto de Celis, III: autobiografía

Leyendo el diario de mi malogrado amigo Luis Alberto, encontré esta entrada que bien puede ser una autobiografía en miniatura. Recuerdo algunas de estas afirmaciones suyas a través del hilo telefónico y que me decía, entre veras y burlas: la próxima vez que busque trabajo debería enviar esto en lugar de mi carta de presentación,Sigue leyendo “Diario de Luis Alberto de Celis, III: autobiografía”

Diario de Luis Alberto de Celis, II

He recibido comentarios a través de correo electrónico que se sorprenden de estas confidencias del corazón de mi malogrado amigo Luis Alberto. Aquí presento una nueva selección. A diferencia de la entrega anterior, aquí no hay tantas reflexiones, sino una serie de sentimientos encontrados, entre la euforia a veces y la derrota en otras, enSigue leyendo “Diario de Luis Alberto de Celis, II”

Imitación de Lucas Corso

Hace unos días, buscando otra cosa, me topé con el siguiente pasaje en un texto de Luis Alberto Sánchez, polígrafo peruano de la llamada generación de 1900: En 1959 la efímera editorial Olympia, de París, publicó en inglés un libro de 612 páginas titulado The Black Dairies, de Sir Roger Casement, por Peter Singleton-Gates, unSigue leyendo “Imitación de Lucas Corso”